Don Juan, ancianito solo de Hueytepec, duerme desde hoy en un nuevo hogar


La “Divina Misericordia” cuenta con los elementos suficientes para darles una vida digna a sus huéspedes, por lo tanto, el sistema de recepción es muy estricto, reciben solo a personas que no tengan a nadie más que pueda ver por ellos, como el caso de Don Juan, quien vivía solo en un terrenito prestado.

“No tuve hijos, no me casé, todos mis hermanos ya murieron”, cuenta Don Juan, quien se aqueja un poco de una enfermedad que dice, le impide trabajar como quisiera pues a sus casi 100 años (los cumplirá en junio de este año) se siente fuerte como para hacer algunas actividades de campo
Desde el año pasado, el DIF municipal a cargo de Mariela Salas Atzin detectó la situación de Don Juan, desde entonces, lo procuraron con canasta básica, medicinas e incluso, cuidados que requirió mientras tuvo que ser internado en el Hospital de Gutiérrez Zamora, acciones que no se publican porque se hacen con el corazón, pero de la que muchos son testigos.

“Yo fui testigo de todo el apoyo que se le ha brindado, porque estuve ahí, los del DIF lo canalizaron, lo ayudaron, en su recuperación me lo llevaron y me hice cargo, avisé que por voluntad propia se quiso regresar a donde vivía y siempre estuvieron al tanto”, contó Mario Santiago Cárcamo, agente municipal de la comunidad de Hueytepec.

Con sus pocas pertenencias en un morral, Don Juan está pendiente de todo lo que pasa a su alrededor, como esta pandemia que dice, “está pegando muy duro”.

Antes de su ingreso, el personal de DIF reunió la documentación necesaria, le bañaron y vistieron con ropa limpia, también, se le realizó diagnóstico y prueba de Covid-19 con resultado negativo.

Entre aplausos, sus ahora compañeros de vivienda lo recibieron en el cómodo comedor donde degustaban de unos ricos tamalitos que de inmediato le invitaron, “este será su nuevo hogar Don Juan, ya lo esperábamos” le dice la hermana María Erika, encargada del lugar al recibirlo.

En el DIF Tecolutla siguen trabajando como lo han hecho durante los últimos tres años, brindando bienestar a quién más lo necesita, sin lucrar con la necesidad de cada una de las familias.

Te puede interesar